Conoce las partes de una planta y sus funciones básicas

Las partes de una planta son las que han ido evolucionando desde hace unos 1.600 millones de años y a medida que la Tierra iba teniendo su configuración actual, para poder adaptarse a las diversas condiciones que se les han presentado desde entonces. A continuación una descripción de la importancia de cada una de ella para el buen desarrollo de las plantas.

Partes de las Plantas

¿Cuáles son las parte de una planta?

Las plantas se diferencian de los animales, en que desde el momento en el la semilla germina en un lugar determinado, ahí se va a quedar durante toda su vida, a menos que sea trasplantada por el hombre. Sin embargo, las plantas tienen la capacidad de hacer algo, que ningún otro ser vivo puede: transformar la energía del sol en alimento.

Cuando lo hacen, absorben dióxido de carbono (CO2) y liberan oxígeno (O2) en un proceso que conocemos como fotosíntesis.

A continuación las partes de una planta y sus funciones:

Raíces de una planta

Las raíces son las que sujetan la planta al suelo, pero también tienen otras funciones además de ésta. En la tierra se encuentran una variedad de nutrientes y minerales que, cuando llueve, quedan diluidos. Las raíces los absorben a través de los pelillos absorbentes para que las partes de la planta aéreas, es decir, tallo y hojas, puedan conservarse sanas y desarrollarse bien.

Partes de la raíz

  • Cuello: es la parte en donde se unen el tallo y la raíz.
  • Zona suberificada o de ramificación: es la parte que se está entre el cuello y la zona pilífera y de donde brotan las raíces secundarias.
  • Zona pilífera o de pelos absorbentes: es la parte que se está entre la zona suberificada y la zona de crecimiento. Tiene una cobertura de pelos que absorbe el agua y los minerales diluidos en ella.
  • Zona de crecimiento o de división celular: es la ubicada entre la zona pilífera y la cofia y es de donde brota el desarrollo de la raíz.
  • Cofia: es una que preserva la punta de la raíz cuando se introduce en el interior de la tierra.

Tallo

El tallo es una de las partes de las plantas más importantes. El el interior del tallo, encontramos el agua con sus minerales, conocido como savia bruta, que se mueve desde las raíces hasta las hojas por medio de unos tubos que son finos conocidos como vasos leñosos.

Cuando llega a las hojas, se une con el dióxido de carbono que las hojas han tomado del aire y se transforma en savia elaborada, que es lo que sirve de alimento a la planta.

Esta savia elaborada hace el recorrido desde las hojas hasta las raíces, lo cual permite que todas las partes de la planta puedan alimentarse.

Partes del tallo

  • Cuello: es la parte que une la raíz con el tallo.
  • Nudo: es el lugar de donde brotan las hojas y las ramas.
  • Yemas: son las que originan las ramas.

Hojas

Las hojas es donde se elabora el alimento de la planta. Por medio de las hojas, la planta puede respirar, absorbiendo oxígeno y expulsando dióxido de carbono; llevar a cabo el proceso de la fotosíntesis que ya se ha mencionado, y también pueden transpirar, lo cual se trata de eliminar el exceso de agua por medio de los estomas.

Existe una gran variedad de hojas en sus formas y tamaños, incluso pueden cambiar de color a lo largo del año. De igual manera, pueden ser perennes, lo que significa que se van cayendo a medida que brotan las nuevas cada pocos meses o cada X años, o caducas, que son las que caen en alguna determinada estación del año (verano o invierno).

Partes de las hojas

  • Limbo: es la parte más o menos plana, que presenta una cara superior que se conoce como el haz y el reverso que se conoce como el envés. El limbo presenta una serie de surcos que se denominan nervaduras o nervios, cuya función es aportar la savia y retirar la elaborada.
  • Pecíolo: es el hilo o filamento que une la hoja al tallo o a la rama.
  • Vaina: es el ensanchamiento del pecíolo o limbo que cubre al tallo.
  • Estípulas: son los apéndices parecidos a hojas que se encuentran en los dos lados de la base de la hoja. Pueden adquirir diversas formas, desde órganos foliáceos, espinas, glándulas, pelos o hasta escamas.

Funciones de las hojas

  • Respiración: Como se mencionó anteriormente, las hojas son los pulmones de las plantas pues a través de ellas pueden respirar, lo cual se trata de absorber de la atmósfera el oxígeno y exhalar anhídrido carbónico, lo que hacen particularmente por la noche.
  • Transpiración: Se observa en la planta por medio de las salidas del exceso de agua de las hojas por las estomas. Esta función se lleva a cabo en forma de pequeñas gotas que surgen en la superficie de las hojas.
  • Función Clorofílica: Trata de la absorción del anhídrido carbónico del aire, por medio de la acción de luz; luego lo descomponen y liberan el oxígeno. Esta función es muy importante, pues es la vida de las plantas ya que debido a ella y a la luz del sol, las hojas fabrican su alimento.

Flor de una planta

Las flores son las partes más llamativas de las planta, que además tienen la función de reproducir las plantas, cada años, logrando así perpetuar la especie. La flor cuenta con diferentes partes:

  • Pedúnculo floral: es lo que une la flor con el tallo.
  • Envoltura floral: es un grupo de pequeñas hojas que cubren los órganos reproductores, el cual es compuesto por:
  • Cáliz: compuesto por unas hojitas verdes denominadas sépalos que están en la parte exterior de la flor.
  • Corola: es la flor propiamente dicha, compuesta por hojitas que pueden ser de una gran variedad de colores que tienen la función de atraer a los polinizadores.

Órganos reproductores:

  • Estambres: son unos palitos que están ubicados en el centro de la flor y donde se acumula el polen. Es también conocido como el órgano masculino de la flor.
  • Filamento: es un tallo muy delgado en el que se apoya la antera, la cual es una especie de bolsita donde se encuentra el polen.
  • Pistilos: están formados por el ovario, que es donde se encuentran los óvulos; el estilo que es una especie de tubo pequeño que une el ovario con el estigma, y el estigma. Es el órgano femenino de la flor.

Fruto de una planta

El fruto es el ovario fecundado. En su parte interna se pueden encontrar una o varias semillas. Su crecimiento y total desarrollo, puede tardar pocas semanas o,en algunos casos, en dos años, como los pinos. Puede ser carnoso o seco, comestible o no.

Los frutos pueden ser de diferentes tamaños y formas, por lo general están colgando de las ramas, cuando se trata de árboles frutales, sin embargo, hay casos particulares como la planta de maíz, cuyo fruto crece entre las hojas.

A continuación una gráfica en donde se observan las partes de una planta de maíz:

Semilla 

La semilla es elemental para las plantas debido a que por medio de las semillas, pueden perpetuar sus genes. Existe una gran variedad de semillas: aladas, más pequeñas que la cabeza de un alfiler, del tamaño de una pelota de tenis, etc.

Para poder germinar, es necesario que las condiciones sean las apropiadas para cada especie, por lo que hay que saber su origen, su hábitat, su resistencia al invierno muy frío, al calor, etc.. Para que puedan germinar se requiere que las temperaturas sean bajas.

La planta y sus partes

Si estás interesado en temas como el que acabas de leer, te recomiendo:

(Visited 1.064 times, 1 visits today)

Deja un comentario