Hibiscus rosa sinensis: Reproducción, cultivo, cuidados y más

En el presente artículo hablaremos de la hibiscus rosa-sinensis, conocida comúnmente como cayena, flor del beso, rosa de China, entre otros, hablaremos de sus características, de su cultivo, de sus cuidados, de sus reproducción y muchas cosas más.

hibiscus rosa-sinensis

Hibiscus

Los hibiscus, son plantas arbustivas cuyas flores son espectaculares, poseen pétalos de gran tamaño, y de una variedad de colores, de cada vez se cultivan más. Son plantas muy agradecidas porque pueden llegar a florecer todo el año cuando habitan en climas cálidos, o hasta el otoño cuando habitan en climas un poco más frescos.

Son plantas muy populares, las podemos encontrar en los jardines, en los bordes de los caminos, o sembrados en grupos en la misma zona, creando de esa manera un estallido de colores, la mayor parte del año.

Para la mayoría de las personas, el mayor inconveniente que presenta esta planta es que sus flores duran muy poco: solamente 1-2 días. Pero esto se compensa porque estas plantas producen gran cantidad de flores, entonces el hecho de que solo se mantengan abiertas poco tiempo ya no importa.

Los Hibiscus que más populares son:

-El Hibiscus rosa sinensis: esta planta es originaria de China. Posee grandes hojas de color verde oscuro. Son plantas de clima tropical, no soportan las heladas.

-El Hibiscus mutabilis: esta planta es originaria de los Estados Unidos. Posee hojas de gran tamaño, caducas, de textura muy suave. Son plantas de ambientes con sol directo, pero también se pueden dar en lugares semi sombreados.

-Hibiscus syriacus: esta planta es originaria de Siria. Posee hojas caducas. Es, probablemente, el Hibiscus que más soporta el frío, porque tiene la capacidad de soportar heladas.

hibiscus rosa-sinensis

Hibiscus rosa sinensis

La hibiscus rosa-sinensis, es una planta arbustiva perenne, esto significa, que conserva el follaje durante  todo el año, en todas las estaciones. Forma parte de la familia de las malváceas, del género Hibiscus. Se puede cultivar usualmente al aire libre en climas tropicales, como por ejemplo el sur de Florida, donde se utilizan para plantaciones de cimientos y se siembran como si fueran setos.

En la zona norte, regularmente se venden los hibiscus rosa-sinensis como plantas para espacios interiores, que se pueden colocar al aire libre durante el verano y dentro de la casa durante el invierno. También se pueden vender con forma de árbol injertado.

Aunque es una planta que proviene de China, se ha hecho muy popular en gran cantidad de países latinoamericanos, donde ha sido nombrada flor nacional. Su flor se convirtió en la flor nacional de Malasia.

Las flores de la planta hibiscus rosa-sinensis, por lo general miden entre diez (10) y quince (15) cm de diámetro, presentan una variedad de colores, los más comunes son: el naranja, el amarillo, el rojo, el rosa y también las hay multicolores. Son menos comunes las flores de color púrpura y blanco.

Sus pétalos frecuentemente se encuentran muy erizados y la gran mayoría poseen un ojo de un color que contrasta.

hibiscus rosa-sinensis

Esta planta se desarrolla muy bien en los climas cálidos y húmedos y siempre a pleno sol. Si se cultiva el hibiscus rosa-sinensis en un lugar donde la temperaturas es menor a 10° C, deberás protegerlo hasta que la temperatura de verano vuelva.

Cuando movilizamos la planta desde el exterior hacia el interior, para protegerla de las bajas temperaturas, puede provocar un choque a la planta y puede llegar a perder las hojas. Después de un tiempo, las hojas volverán a brotar.

El Hibiscus rosa-sinensis es el nombre científico de esta especie, que forma parte de la familia Malvaceae y que se conoce comúnmente por una variedad de nombres como: cayena, rosa de china, cuc arda, hibisco, papo, san joaquín, cardenales y flor del beso.

Sus similares son: el Hibiscus arnottii, el Hibiscus boryanus, el Hibiscus cooperi, el Hibiscus festalis, el  Hibiscus liliiflorus, el Hibiscus rosiflorus y el Hibiscus storckii.

hibiscus rosa-sinensis

Descripción general:

Esta planta arbustiva de hojas perennes es nativa del Sureste de Asia, puede llegar a medir hasta 2,5 mt de alto, por 2,5 mt de ancho. El Hibiscus rosa-sinensis necesita de los insectos para realizar su polinización, sus flores poseen unidades reproductivas que son hermafroditas.

Las podemos encontrar en forma arbusto en macetas, llegando a medir como máximo unos 28 cm de diámetro. La planta en este caso, presenta un aspecto compacto, bastante brotado y con una gran cantidad de flores y/o botones de flores.

También se pueden cultivar el Hibiscus rosa-sinensis en forma de arbolito o de pie alto. Estos los podemos encontrar en maceta, llegando a medir como máximo unos 33 cm de diámetro y una altura de 1,10 mt. Son plantas muy atractivas para decorar las entradas y los patios.

Es conveniente que no se encuentren expuestas a viento excesivos para prevenir las roturas de sus copas. Es recomendable se se le coloquen tutores adecuados para evitar estos inconveniente.

También podemos encontrar el hibiscus rosa-sinensis en un formato para la jardinería, que solamente llega a medir unos 40 cm de alto, este formato es el más indicado para formar vallas o setos.

hibiscus rosa-sinensis

Origen

El origen del hibiscus rosa-sinensis (llamada también rosa china) es del continente Asiático y del continente Africano. Las primeras plantas de hibiscus rosa-siensis surgieron en China, y las flores de esta planta fueron usadas primordialmente para la elaboración de té. Las primeras plantas presentaron flores de color rojo intenso, pero más tarde cuando se propagaron a otros climas más tropicales surgieron otros colores también muy llamativos.

Por la creación de los diversos híbridos, el hibiscus rosa-sinensis se convirtieron en las llamadas rosas del trópico, llegando a ser la flor más popular en la gran mayoría de las islas del Caribe. Sus llamativos colores originales, fueron mencionados antes, pero surgieron otros colores de las hibridaciones hechas posteriormente, donde se produjeron hibiscus rosa-sinensis de colores rosados, lilas y hasta moteadas.

El significado que tienen los hibiscus rosa-sinensis en los distintos países e islas donde se cultiva y florecen, en lo que respecta a sus colores llamativos es muy parecido, pero este significado posiblemente pueda tener algunas variaciones dependiendo de la cultura y de sus capacidad de resistir los climas más calurosos.

Los hibiscus rosa-sinensis, o rosas chinas, son flores ancestrales, que eran usadas en el arte de las infusiones de té, pero el uso que tenían estas llamativas flores no solamente se encontraba concentrado en la elaboración de el té.

La apariencia de las flores de esta planta ha pasado a ser el símbolo de exuberantes playas y de paradisíacos sitios, porque a pesar de que su origen es totalmente contrario a los ambientes cálidos, los hibiscus rosa-sinensis o rosas chinas se llegaron a convertir en un símbolo del trópico, porque es bastante común que encontremos estas exóticas y llamativas flores a todo lo largo de las costas del Caribe e inclusive en las playas de la Islas Hawaianas.

hibiscus rosa-sinensis

Podemos encontrar las flores del hibiscus rosa-sinensis estampadas en distintos atuendos playeros, en los arreglos florales, y hasta como parte de los tocados para el cabello o colocadas detrás de las orejas de las habitantes coquetas de costa, estas hermosas hibiscus rosa-sinensis o rosas chinas, las palmeras altas, el sol y la arena son los elementos que por excelencia definen el ambiente de playa.

Sus intensos colores que van entre los rojos, los amarillos y los naranjas son la pincelada ideal para identificar los climas tropicales. En realidad, estas cálidas flores son la flor típica de la isla de Hawái.

Por su extensa propagación por las regiones costeras y caribeñas, al hibiscus rosa-sinensis le han asignado diferentes nombres, dependiendo de la región o del país, le han dado nombres como: la cayena, la amapola, la flor de Jamaica o la flor del mar pacífico, cuyas simbologías se han visto transformadas a través de el tiempo y de los distintos lugares.

Características morfológicas del hibiscus rosa-sinensis

Esta especie de plantas se caracteriza por su forma de arbusto, cuyos tallos tienen un aspecto leñoso, que también se podría considerar un árbol pequeño, su altura puede ser muy variada desde medir 2,5 mt hasta llegar a los 5 mt de alto. Las hojas son pecioladas, con varias formas: ovaladas o lanceoladas, anchas, y presentan los bordes dentados de una manera irregular.

Las flores, usualmente son bastante grandes presentan cinco (5) pétalos, que se denominan flores sencillas, hay algunas variedades que poseen una mayor cantidad de pétalos éstas son denominadas flores dobles. Los estambres se encuentran dispuestos en el centro de la corola, sobresaliendo en forma de columna, estos estambres pueden llegar a medir entre seis (6) y doce (12) cm de longitud.

hibiscus rosa-sinensis

La flor posee un diseño muy peculiar, si las observas bien tienen similitud a un embudo, un poco más ancho arriba y más estrecho en la parte de abajo.

Debido a que existen gran cantidad de cultivares, de variedades y de híbridos que se han logrado conformar partiendo del cruce de diferentes especies, la hibiscus rosa-sinensis no ofrece flores que tienen una gran variedad de colores, desde tonos blanco puro, amarillo, rojo, anaranjado, escarlata y distintas tonalidades de rosado.

La hibiscus rosa-sinensis presenta una gran similitud con su pariente más cercana: la rosa Altea o Rosa de Siria, y por dicha similitud, por lo general las confunden, pero tienen una diferencia entre ellas, la rosa Saltea o Rosa de Siria, son plantas de hoja caduca, esto significa que pierden todas sus hojas en un período del año, cosa que no sucede con las plantas del hibiscus rosa-sinensis.

Las hojas del hibiscus rosa-sinensis tienen una forma similar a las hojas de las Alstroemerias, flores que también ofrecen hermosas variedades de llamativos colores, que son capaces de engalanar cualquier jardín.

Flor nacional

hibiscus rosa-sinensis

El hibiscus rosa-sinensis es la flor nacional de Malasia (que en el idiom malayo se pronuncia bunga raya).

Otras de especies del hibiscus son el símbolo de algunos países como: de la República Dominicana, de Puerto Rico y de algunos estados norteamericanos como por ejemplo de Hawái.8

En Colombia también la flor del hibiscus rosa-sinensis es la flor emblemática de la ciudad de Barranquilla, de Girardot y de Barrancabermeja., también esta flor representan el estado de Tabasco (México).

Es la flor del estado Zulia (en Venezuela), y del municipio Antonio José de Sucre (en Socopó, estado Barinas, Venezuela ) y de la parroquia Montalbán en la cuidad de Caracas, Venezuela.

Variedades

Hay más de cien (100) variedades de la planta del hibiscus rosa-sinensis, que nos presentan flores sencillas, semidobles y dobles, y algunas veces también sus follajes no presentan variedad de coloraciones (variegado), entre las variedades más comunes tenemos: la Snow Queen, la Norman Lee, la President, la Fijian White, la Orange Eye, la Koniger, la Apricot, entre otras.

La hibiscus rosa-sinensis nos ofrece una amplia gama de variedades de híbridos, cuya diferencia principal radica en la variedad de colores llamativos que tienen sus flores, los colores más comunes, como que hemos mencionado con anterioridad son: el rojo, el amarillo, el anaranjado, el rosa, el blanco, y los tonos matizados, entre otros.

-El Hibicus Snow Queen: las flores que nos presenta este hibisco tropical son solitarias, de color rojo vibrante, que le dan elegancia y equilibrio al desorden de color que presenta su follaje que es brillante y abigarrado y que tiene ciertos salpicados al azar de otros colores como por ejemplo: el rosa, el blanco y el verde.

Todo este colorido, de las flores y del follaje, crean un efecto tropical, haciendo de el hibiscus Snow Queen aporte un fuego fresco a cualquier ambiente tropical, las flores de color rojo atraen a los polinizadores como por ejemplo: los colibríes, las mariposas de azufre, entre otros.

El hibiscus Snow Queen es una planta tropical muy vigorosa y de muy sencillo cultivo, posee el hábito de crecer verticalmente, lo que permite que sea muy fácil entrenar dentro de los estándares más comunes.

hibiscus rosa-sinensis

-El Hibicus President: esta variedad se presenta de manera vertical con bellas e inmensas flores de color coral que tienen acentuados ojos rojos, es una especie ideal para fabricar setos, cercas, fondos entre otros, se recomienda no permitir que se marchite por falta de agua, esta variedad es muy sensible a la sequía.

El hibiscus President presenta unas audaces flores, con forma circular de un color rosa coral, cuyos ojos son de color rojo y sus anteras de color amarillas, las flores de esta planta se presentan en la punta de las ramas, durante la temporada de verano hasta del otoño. Sus hojas tienen forma puntiaguda, son de un tono verde oscuro brillante y permanecen todo el año. El fruto de el hibiscus President no tiene ningún significado ornamental.

-El Hibiscus Koeniger: es una espesie de hibiscus rosa-sinensis que nos ofrece flores dobles y un crecimiento denso.

hibiscus rosa-sinensis

Cultivo de hibiscus rosa-sinensis

El hibiscus rosa-sinensis es una planta que nos da mucha versatilidad en su cultivo, porque la podemos sembrar en macetas para ubicarlas en espacios interiores, y también se puede sembrar directamente en el suelo de los jardines, pero en esté caso debemos tomar en consideración las necesidades de la planta en relación a las condiciones ambientales, por ser plantas de origen tropical, no tienen la capacidad de soportar el frío del invierno ni los fuertes vientos invernales.

Si tenemos sembrado el hibiscus rosa-sinensis en maceta, y ésta se encuentra ubicada en una terraza o patio fuera de tu casa y la temperatura disminuye hasta llegar a 13º C o menos, se recomienda ubicar la maceta con la planta en un lugar donde la temperatura sea más cálida y que además tenga la iluminación adecuada, ésto durante la temporada de clima frío, después puedes regresar la maceta a su lugar original.

De la misma forma, si habitas en lugares donde se presentan las cuatro (4) estaciones y como consecuencia las condiciones del clima no son las más adecuadas para que se mantenga el hibiscus rosa-sinensis en el exterior todo el año, sino solamente en la temporada de primavera y verano, lo más recomendable es tratar de ir acostumbrando a la planta (poco a poco) para que pueda permanecer al aire libre de forma adecuada.

hibiscus rosa-sinensis

Lo primero que se debe hacer es ubicar la maceta en un ambiente protegido y sombreado por varios días, para posteriormente, por unos diez (10) colocar la maceta con la planta unas horas al sol preferiblemente en la mañana y protegerla de las horas de calor más fuerte.

Después se debe dejar expuesta tranquilamente al sol, sin colocar abono, al menos por un mes para que la hibiscus rosa-sinensis se adapte al ambiente. Se pueden poner las hojas amarillas y hasta perderlas, pero todo esto es normal hasta que la planta se acostumbre.

Es importante mantener la planta en un lugar ventilado durante la temporada de verano para lograr que la temperatura no exceda los 25º C.

Para que la planta de hibiscus rosa-sinensis se conserve perfectamente todo el año debes tener en cuenta que durante el verano se necesita regar abundantemente todos los días, porque el calor en exceso hace que requiera más cantidad de agua para que el compost se mantenga siempre húmedo, pero hay que tener mucho cuidado de que el agua no se estanque, pare evitar la pudrición de las raíces.

También se puede pulverizar de manera regular las hojas del hibiscus rosa-sinensis para poder conservar un ambiente húmedo, es importante recordar que ésta pulverización se debe realizar temprano en la mañana, para prevenir que el sol no llegue a quemar las hojas por las gotas de agua.

hibiscus rosa-sinensis

Trasplante

Por el hibiscus rosa-sinensis ser una planta que presenta un crecimiento vigoroso y constante, al menos en sus primeros años, es totalmente necesario trasplantar la planta de hibiscus rosa-sinensis a una maceta con mayor diámetro, de manera regular para evitar que las raíces se atrofien.

La nueva maceta o recipiente debe contener un sustrato que sea ligeramente ácido, para que colabore con la absorción de los nutrientes y también que tenga un buen drenaje y que no sea apretado. Para conseguir todo esto debemos preparar una mezcla que contenga vermiculita o perlita con sustrato para que reúna las condiciones adecuadas.

Se debe llenar la maceta nueva hasta la mitad con el sustrato adecuado (descrito anteriormente), después sacar la planta de la maceta vieja para poder liberar las raíces, hay que hacerlo con cuidado para no perjudicar las raíces.

Por ultimo debemos colocar la planta dentro de la nueva maceta y cubrir el espacio restante con el sustrato que también puede contener un poco de materia orgánica o de estiércol para aportarle más cantidad de nutrientes a la planta.

Después de realizado el trasplante es recomendable ubicar la maceta con la planta en un lugar que tenga luz, pero que no reciba los rayos del sol de manera directa.

hibiscus rosa-sinensis

Abono

Cuando se vuelve a realizar el proceso vegetativo, en la temporada de verano, el hibiscus rosa-sinensis necesita ser abonado al menos cada dos (2) semanas, utilizando abonos líquidos que se pueden mezclar con el agua del riego.

El hibiscus rosa-sinensis es una planta muy sensible al abono, por lo que es muy importante utilizar abonos que contengan micro elementos tanto de hierro, como de cobre, de boro, de manganesa y de molibdeno. De igual manera debe contener macroelementos como son el nitrógeno, el fósforo y el potasio. En la temporada en que la planta no tenga floración, se debe suspender el abono.

Reproducción de la Hibiscus rosa-sinensis

Para la reproducción del hibiscus rosa-sinensis, se puede realizar mediante varios métodos, los cuales tienen ciertas ventajas y beneficios, los métodos son: por medio de semillas, por estacas de injerto de yema y de púa, por medio de la división y por medio del acodo aéreo.

El método de estacas, presenta la ventaja de que no tiene dificultades para el enraizamiento y además las ramas que están prácticamente maduras y han que han sido cortadas en el fin de la primavera o en el inicio del verano tienen la capacidad de formar raíces en unas seis (6) semanas.

hibiscus rosa-sinensis

Si utilizamos estacas de hoja y yema es necesario efectuar el corte y el enraizamiento, las condiciones ambientales necesarias son principalmente una humedad muy elevada, se recomienda usar una cama de propagación que se encuentre cubierta con vidrio para aumentar las probabilidades de éxito.

Si realizamos la reproducción mediante el injerto se deben utilizar variedades de el hibiscus rosa-sinensis que ofrezcan un crecimiento robusto y que también tengan resistencia a plagas que habitan en el suelo y que posteriormente se pueden comenzar con cierta facilidad por las estacas.

El éxito de la reproducción aumenta con el injerto inglés o también llamado injerto de costado que se debe hacer cuando finalice la primavera o cuando inicie el verano.

Las púas de crecimiento deben presentar más o menos tener el grueso de un lápiz, éstas de deben injertar sobre estacas que se encuentren debidamente enraizadas y que tengan más o menos el mismo grueso. Posteriormente realizado el injerto se deberá cubrir la unión con parafina o con la cera que se utiliza para los injertos.

El injerto de yema en T, se puede llevar a cabo en cualquier época del año, pero con la salvedad de que la corteza se despegue con cierta facilidad, esto es mucho más frecuente durante la primavera.

Para el acodo aéreo, se recomienda hacerlo en primavera o en verano, para que las raíces se puedan formar  entre seis (6) y ocho (8) semanas aproximadamente.

Cuidados del hibiscus rosa-sinensis

Cuando sembramos el hibiscus rosa-sinensis en maceta, ésta no podrá llegar a medir la altura estándar que es de unos cinco (5) mt, esto se puede llegar a lograr si transferimos la planta al suelo cuando todavía está en desarrollo. Pero si no tenemos espacio en el suelo, y la sembramos en una maceta, esto no significa que la planta no puede alcanzar cierta altura a considerar.

Como es una planta nativa de ambientes con climas subtropicales y tropicales, necesita de lugares con cierta cantidad de sol, pero sin estar expuestos de manera directa a los rayos solares, es muy importante que puede recibir el sol de la mañana.

La temperatura que necesitan estas planta en promedio tanto del ambiente exterior como dentro de la casa no debe ser menor a 14 o 15º C, porque una temperatura menor puede llegar a producir quemaduras a la planta.

Requiere de un ambiente más bien cálido para que pueda florecer con todo su esplendor. A pesar de que puede llegar a soportar climas un poco más fríos, pudiera pasar que pierda todas sus flores en el invierno, pero éstas volverá a brotar en el verano. Un truco para incrementar la resistencia de esta plantas al frío es poner cierta cantidad de potasa en el suelo donde sembraremos la planta.

Si la planta del hibiscus rosa-sinensis se encuentra en un lugar con mucho viento, se recomienda apoyar a la planta a un muro, o resguardarla con alguna clase de alero o con otros árboles, en especial en los primeros años de la planta, porque en esa etapa las raíces son débiles.

Cuando plantemos el hibiscus rosa-sinensis , debemos cerciorarnos de que el suelo o el sustrato sea fértil, húmedo y que tenga buen drenaje, que conserve el agua pero que no se estanque. Es importante que el suelo sea rico en elementos orgánicos, para cubrir los nutrientes que requiere la planta.

Dentro de la casa

Cuando queremos tener la planta dentro de la casa o en espacios interiores, hay que tomar ciertos consejos a seguir para lograr que el hibiscus rosa-sinensis se desarrolle adecuadamente y nos ofrezcan sus hermosas flores.

Primero debemos ubicara la planta en un lugar donde pueda tener buena iluminación, tratando de evitar moverla de un lugar otro, para que no se le caigan sus flores y capullos.

Se debe pulverizar con agua las hojas con cierta frecuencia y se debe regar la base de una forma más continuada, en especial cuando está en fase de floración, es en ésta fase cuando la planta requiere de más energía para que broten las flores, pero el resto del año el riego se debe hacer más espaciado.

Cuando se termine la primavera es de suma importancia ubicar la planta en un sitio que le aporte sombra, y colocara abono todos meses, con especial cuidado durante la etapa de crecimiento y de floración.

Cuando llega el verano se puede ubicar la maceta en un lugar fuera de la casa, pero donde tenga sombra, para evitar que los rayos del sol la maltraten. Al momento de llegar el invierno debemos volver a ubicar la planta en el interior de la casa en un sitio fresco y sin calefacción, y el riego deberá ser más espaciado.

Cuando broten nuevamente las flores se deberá hacer una poda generosa poda y colocar abono en la  primavera.

hibiscus rosa-sinensis

Poda de la hibiscus rosa-sinensis

La poda es indispensable para darle a la planta la oportunidad de que crezca fuerte y saludable, pero existen dos (2) clases de cortes que son: la poda de limpieza que lleva a cabo durante el invierno y la poda para la floración.

En la poda de limpieza, debemos quitar todas las ramas muertas, las ramas secas, rotas o enfermas, y también los tocones secos, estos son pedazos de ramas que se encuentran secos y sin brotes. (ver artículo galan de la noche o jazmin de noche)

También se deben eliminar los rebrotes que surgieron de la misma raíz, estos se conocen con el nombre de:  sierpes. Quitar los rebrotes débiles que se encuentren estén al pie de la planta, los que estén mal ubicados o que no queremos que crezcan como ramas adicionales.

Debemos tener un cuidado especial cuando cortamos ramas cruzadas que se encuentren mal orientadas y que enmarañan la planta, dándole aspecto desordenado. Se deben quitar los chupones, este es el nombre que se le da a las ramas que sobresalen de la planta por tener demasiado vigor.

También es de suma importancia eliminar las flores y frutos que se encuentran marchitos o secos, porque a parte de que hacen ver a la planta fea y descuidada, le resta energía a las nuevas flores y frutos.

hibiscus rosa-sinensis

Para finalizar se debe corregir la simetría de la planta para de esa manera mejorar tanto la apariencia como la estética, un ejemplo sería que se puede ordenar una copa que se encuentra descompensada.

Por otra parte se encuentra la poda que se lleva a cabo durante la fase de floración. El hibiscus rosa-sinensis como otras plantas, tienen la capacidad de florecer partiendo de un brote que nació de una yema. Es por ésto, que es muy significativa la gran cantidad de brotes que van a permitir obtener un gran número de flores.

Para lograr ésto hay que realizar la poda cuando esté finalizando el invierno, cuando la temperatura del ambiente es más cálida, o a comienzos de la primavera, cuando la temperatura ambiental es más templada.

Esta poda se encuentra considerada de cierta severidad, porque se eliminan todas las ramas externas para lograr mantener la estructura de ramas principales y de éstas ramas brotaran con mayor fuerza las nuevas flores del hibiscus rosa-sinensis. Es verdad que tendrá un tamaño más pequeño la planta florecerá de manera más abundante sobre éstos brotes.

Algunas personas prefieren realizar una poda un poco más suave, entonces la planta tendrá un tamaño mayor y la floración será menos abundante, que la que se produce con una poda más fuerte.

hibiscus rosa-sinensis

Enfermedades de la hibiscus rosa-sinensis

Como pasa con todos los seres vivos, la hibiscus rosa-sinensis no se encuentra exenta del ataque de ciertas  enfermedades que pueden llegar a provocar el desmejoro de su aspecto y si estas enfermedades no tratadas a tiempo pueden llegar a causarle hasta la muerte a nuestra planta.

Por esos que si se presentan los síntomas, se deben tomar ciertas medidas para tratar de revertir la enfermedad y curar nuestra planta. A continuación hablaremos con más detalle sobre esto. (Ver artículo significado de las gerberas y sus colores)

Hongos

A veces las plantas puede llegar a mostrar manchas de color marrón, a manera de motas  en las hojas, que son causadas por diferentes hongos como por ejemplo: el Alternaria tenuis, la Cercospora, el Colletotrichum y la Phyllosticta.

Para combatir estos hongos es necesario aplicar fungicidas especiales, pero solamente si las condiciones tanto del calor como de la humedad le sean favorables a la planta, por eso es muy importante tomar en cuenta las recomendaciones, impresas en el envase.

Tenemos también el hongo conocido como Botrytis cinérea, éste tipo de hongo crea un moho de color gris, especialmente cuando el ambiente es muy húmedo y las plantas poseen follajes muy densos, este moho invade igualmente a las hojas y a las flores. Para combatirlo, se recomienda realizar una poda de limpieza para de esa manera aclarar un poco el follaje y luego se debe aplicar un fungicida especializado: antibotriris.

También está la roya, que resulta ser un hongo bastante común que se presenta en el envés de las hojas y en los tallos, presentándose pequeñas pústulas o bultos de color naranja, este hongo ataca durante el verano y el otoño en especial, cuando el clima es caluroso pero se presentan lluvias.

Para prevenir este tipo enfermedad es necesario primeramente evitar el encharcamiento del agua en la base del tallo del hibiscus rosa-sinensis, independientemente que se encuentre en maceta o en el suelo.

hibiscus rosa-sinensis

También es una buena forma de prevenir la presencia de este hongo, a parte de un buen drenaje, es colocar  la plata en un lugar que le permita respirar, esto significa un espacio que se encuentre ventilado y que por ende no permita humedad excesiva. (ver artículo flor de pensamiento)

Si la planta del hibiscus rosa-sinensis se encuentra infectada, lo más recomendable es realizar pulverizaciones que contengan cobre por encima de las pústulas para detener su desarrollo y no permitir su expansión tanto en el tallo como en el resto de las hojas.

Es exceso de humedad puede provocar la pudrición de las raíces, para ésto lo más efectivo es evitar el estancamiento del agua, debemos asegurarnos de que tanto la maceta como el suelo tengan un buen drenaje, para que fluya de manera regular el agua.

Plagas

Ciertas plagas pueden llegar a atacar al hibiscus rosa-sinensis, como por ejemplo: los pulgones, las cochinillas, la araña roja, la mosca blanca y las abejas. Para combatirlas se deben utilizar fitofármacos que son productos especiales para combatir este tipo de plaga, pero ten cuidado cuando compres estos productos, se debe indicar si la planta de hibiscus rosa-sinensis se encuentra dentro de la casa o afuera.

Por lo general estos productos son utilizados para tratar plantas en exteriores, por lo que resultan ser más concentrados llegando a ser tóxicos y dañinos, tanto para otras plantas como para los seres humanos, si son aplicados en lugares cerrados. Debes aplicar el tratamiento temprano en la mañana para evitar que los rayos del sol puedan quemar las hojas de la planta, esto ocurre por el efecto que llegan a crear las gotas del producto.

Para combatir los casos de cochinilla puedes utilizar un algodón mojado en alcohol y limpiar el área afectada. Si se trata de una planta grande puedes utilizar agua y jabón tipo neutro, para restregar con una esponja suave, las zonas afectadas, después puedes quitar el jabón con agua abundante. Y para prevenir que tanta agua se quede en la base de la planta puedes recubrir la maceta con un plástico o con papel film.

hibiscus rosa-sinensis

Propiedades del hibiscus rosa-sinensis

La planta hibiscus rosa-sinensis además de ofrecernos la belleza de sus flores en contraste con su verde follaje, usadas para ornamentar, también tiene otros usos.

Por la gran popularidad que tiene la hibiscus rosa-sinensis actualmente la podemos encontrar a la venta en farmacias y en centros cosméticos en una variedad de presentaciones como por ejemplo: en polvo, en jarabe y en aceites. Cada una de estas presentaciones sirven para tratar de solucionar alguna clase de padecimiento de manera específica o para mejorar la nutrición tanto de la piel como del cabello. (ver artículo flor de loto)

En la gastronomía

La flor del hibiscus rosa-sinensis se conoce en gran parte del mundo, en gran cantidad de países tiene un uso comestible, por ejemplo: las hojas pueden reemplazar perfectamente a las espinacas, se pueden consumir tanto crudas como cocinadas.

A parte su flor se ha utilizado como colorante, dentro de al gastronomía, le da a la comida un suave color púrpura. La raíz también es comestible pero no se utiliza con mucha frecuencia por su textura fibrosa y mucilaginosa, y tampoco cuenta con mucho sabor.

hibiscus rosa-sinensis

Uso medicinal

El hibiscus rosa-sinensis, se comenzó a utilizar como medicina en China, de donde es nativa, se le atribuyen algunas propiedades como: antiespasmódicas, analgésicas, astringentes, laxantes suaves, emenagogas y anti irritantes.

Dentro de la medicina tradicional China, Siddha y de la India es muy común encontrar remedios muy diversos que se usan para tratar algunos padecimientos como por ejemplo:

Para las enfermedades urinarias

En un litro y medio de agua se ponen a hervir unas 8 o 10 flores del hibiscus rosa-sinensis. Después de que hierva se deja reposar, y posteriormente se consume éste té por lo menos tres (3) tazas al día. Este té previene, por la propiedades diuréticas de la flor, la retención de líquidos.

También sirve para disminuir las flatulencias o gases y mejorar la digestión.

Para disminuir la tos

Los aceites esenciales extraídos del hibiscus rosa-sinensis sirven como calmante de la tos aguda, en los cuadros de congestión y resfriado.

hibiscus rosa-sinensis

Para la piel

Se puede utilizar los pétalos de las flores para aplicar en la zona afectada por un absceso o por la picadura de insectos, se aplican los pétalos frescos sobre el área afectada, ésta servirá para calmar tanto el dolor como la inflamación.

En la cosmética

Las hojas del hibiscus rosa-sinensis se pueden utilizar para el tratamiento de eccemas o de afecciones en la piel, provocadas por alergias, se trituran las hojas en un mortero y luego se procede a aplicar en el área afectada. Sirve para limpiar profundamente los poros e hidratar la piel del rostro.

hibiscus rosa-sinensis

Para el cuidado del cabello, se utilizan los pétalos secos de la hibiscus rosa-sinensis, y después se agregan a un recipiente con agua, y así logramos obtener una mascarilla capilar que se puede aplicar en el lavado del cabello para disminuir la caspa, para hidratar, para nutrir y para reforzar el cuero cabelludo.

También sirve para prevenir que aparezcan de canas, esta es una receta anti edad que no falla.

(Visited 3.138 times, 1 visits today)

Deja un comentario